Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Comparador ADSL

comparador internet

Comparador ADSL

Ahorrar dinero en tu servicio de Internet es fundamental, y por ello te ofrecemos un comparador capaz de reducir el precio de tus facturas. Además, te ofrecemos las claves para elegir de la forma más adecuada tu nueva tarifa de ADSL o fibra óptica.


¿Cómo funciona el comparador de Internet?

Realizar una comparativa de tarifas para conectarse a Internet es realmente sencillo. Únicamente se necesita el código postal (para comprobar la cobertura de tu domicilio) y la velocidad de conexión que deseas.

A continuación, tendrás a tu disposición todas aquellas tarifas que se adaptan a lo que necesitas explicadas con detalle, incluyendo todos los servicios que ofrecen y las condiciones que poseen.

¿Qué hay que tener en cuenta al contratar Internet?

A la hora de contratar una tarifa para disponer de conexión a Internet en tu hogar, en muchas ocasiones nos centramos solo en si es una tarifa con un precio reducido. Este factor es importante sí, pero no el único a tener en cuenta, por lo que solo es uno de los aspectos sobre los que te ofrecemos las claves necesarias para contratar una tarifa de Internet:

  • La velocidad de conexión.
  • El precio de la tarifa.
  • Los costes de alta.
  • Las condiciones de la tarifa.

Si quieres, puedes ver directamente cuáles consideramos que son las mejores tarifas de ADSL.

Velocidad de conexión a Internet

En lo que se refiere al uso, la velocidad de conexión es sin ninguna duda el aspecto más importante. No lo notaremos demasiado a la hora de cargar una simple página web, pero será determinante cuando afrontemos una descarga o si solemos trabajar con archivos en la nube. Por supuesto, todo el material audiovisual (imágenes, vídeos, música...) agradecerá una rápida conexión a Internet.

En este aspecto, lo primero que debes decidir es el tipo de conexión: ADSL o fibra óptica.

  • ADSL, con conexiones de hasta 20MB (nunca llega tal velocidad).
  • Fibra óptica, con conexiones de hasta 300MB (siempre disfrutarás de la velocidad real contratada).

De esta forma, si haces un uso esporádico y no demasiado intensivo de tu conexión a Internet, el ADSL puede ser suficiente. Para todo lo demás, contrata una tarifa de fibra óptica.

Si quieres saber las características de las conexiones de fibra óptica de cada compañía, visita los enlaces que te interesen que te mostramos a continuación:

Precios de las tarifas de Internet

El precio es el factor más decisivo en muchas ocasiones, ya que los usuarios buscan ahorrar el máximo en sus facturas. Afortunadamente, disfrutar de una buena conexión a Internet a un buen precio no es una misión imposible.

Dentro de cada tipo de conexión (fibra o ADSL) dispondrás de un amplio abanico de precios para que elijas el más ventajoso para tu bolsillo.

En los enlaces mostrados a continuación podrás ver los artículos que muestran los precios del ADSL de las principales compañías:

Precio de las conexiones de ADSL
Vodafone
MásMóvil
Orange
Jazztel
Movistar

Coste de los trámites de alta de Internet

Actualmente, tramitar un alta de fibra óptica no suele llevar asociado ningún coste. Al contratar tu tarifa, la compañía te hará la instalación de forma gratuita y te cederá el router sin coste alguno. Debes tener en cuenta que este aspecto puede ser temporal, ya que actualmente la red de fibra óptica se encuentra en expansión, por lo que es probable que llegue un momento en el cual comiencen a cobrar por estas acciones (valoradas en más de 100€).

En caso de que te decidas a contratar ADSL, al tratarse de otro tipo de conexión es probable que algunas compañías te cobren una cantidad por el alta. Este es el caso de compañías como Pepephone, que ofrecen su ADSL con un precio muy agresivo pero con una cuota de alta considerable.

Condiciones de las tarifas de Internet

Este aspecto es probablemente al que menos atención se presta a la hora de elegir una tarifa, pero es muy relevante. De las condiciones que pueden hacer que tu elección sea más o menos acertada, el compromiso de permanencia es el más importante.

Ten en cuenta que la mayoría de compañías que te ofrecen un precio promocional o servicios extra en sus tarifas, exigirán un compromiso de permanencia de 12 meses a cambio de este beneficio. Valora si ese pequeño ahorro o servicio ofrecido es suficiente como para atarte durante a un año a la compañía que elijas.